Sensibilidad médica

En las últimas décadas nuestro país se ha convertido en una sociedad más plural, constituida por individuos y grupos con intereses y sensibilidades muy diversas. Este pluralismo, y el respeto por las libertad individuales, no solo ha encontrado un firme respaldo en las normas éticas y morales, también las ha hecho evolucionar, generando notables cambios en la manera como los médicos ejercen su profesión.

Antes, desde el punto de vista de la deontología clásica, la actuación moralmente correcta era la que resultaba beneficiosa para el paciente, pero siempre decidido unilateralmente por el médico, el único con el saber científico y moral necesarios. El paciente no podía saber ni lo que le sucedía ni lo que le convenía. Sólo podía y debía colaborar obedientemente con el profesional en la realización de ese bien decidido benevolentemente por el galeno. Esto se conoce como paternalismo médico.

En la actualidad, la evolución social, la ética y el derecho han potenciado el principio de autonomía de las personas, es decir, la capacidad de elegir libremente, sobre su proyecto de vida, su felicidad, al establecer límites y asumir las consecuencias. La toma de decisiones sobre la salud y la enfermedad ya solo puede ser compartida entre profesionales y pacientes.

Desde este contexto social que tanto ha costado conseguir, deseo expresar mi más sincero agradecimiento por el excelente trato que, de manera continuada en los últimos 12 años, hemos recibido los pacientes testigos de Jehová atendidos en el hospital Cosaga.

Entendemos el desafío que entraña ofrecer tratamiento médico y quirúrgico sin el uso de sangre alogénica. Por esta razón deseo agradecer el esfuerzo por reunir un equipo de facultativos capaz de aplicar las técnicas necesarias para tratar con éxito a estos pacientes; el esfuerzo por dotarse de los recursos humanos y técnicos necesarios para ofrecer las mayores garantías posibles en este tipo de cirugía. Gracias a esta infraestructura, el equipo médico del hospital Cosaga. compuesto por los doctores Pena, Quintans, Blanco, Ramos, Beneitez, Atanes, Parajo, Gómez, Valbuena, Ascarza, Zungri, Juncal, Avelina Rguez, Cañas que lidera el Dr. Miguel Angel Vilar es pionero en nuestro país. Nos consta que en ocasiones han tenido que abordar patologías complicadas o situaciones de emergencia que han puesto de manifiesto su gran profesionalidad y dedicación.

Resulta realmente reconfortante constatar que existen grandes profesionales que no sólo están a la vanguardia en aplicar técnicas modernas que conllevan menos riesgos para los pacientes, sino que además manifiestan una sensibilidad exquisita hacia las convicciones de sus pacientes. Gracias de corazón.

http://www.laregion.es/cartas-al-director/ricardo-garcia-carames/sensibilidad-medica/20140923090151494012.html

2 pensamientos en “Sensibilidad médica”

  1. Excelente artículo que refresca y nos aclara un poco mas nuestros derechos como pacientes, sobre todo desde el punto de vista de respetar nuestros principios fundamentados en nuestras creencias bíblicas.

  2. Ainda bem que muitos médicos estão se atualizando e reconhecendo as reivindicações das Testemunhas de Jeová. Parabéns a esse médicos sem preconceitos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *